MEETING a MARÍA ALGORA


MARÍA ALGORA

Actriz y productora

NOMBRE: MARÍA ALGORA


NACIMIENTO: 1 de diciembre de 1993


CIUDAD DE RESIDENCIA: Madrid


OCUPACIÓN ACTUAL: Actriz y productora


WEB: https://www.maria-algora.com/


¿En qué momento empezó a interesarte el arte? ¿Hay algún otro artista en la familia?

No hubo un momento concreto, algo en mí se fue gestando en mi niñez y desde la inconsciencia me dejé llevar. Mi madre me inculcó el amor por la lectura y por la pintura, visité muchas veces el Prado, museo en el que trabajaba. Y mi padre desde que tengo uso de razón me descubrió la música y el placer de cantar con él a la guitarra. También tuvo mucho que ver los dos colegios a los que fui, en ambos nos llevaban siempre al teatro y a la zarzuela. Recuerdo dos montajes en mi adolescencia que me marcaron. Uno fue el Urtain que hizo Roberto Álamo. Sentí ese fuego en el culo pegada a la butaca diciéndome: “¡Cómo mola lo que está haciendo, quiero subirme ahí arriba con él!”. Y el otro en la Abadía, en mi primer año de interpretación, viendo La Función por hacer. Recuerdo cómo se movían Bárbara Lennie y Raúl Prieto, cómo se hablaban y nos hablaban al público. Allí casi me da algo.


Si tuvieses que reflejar tu lenguaje artístico en un plato de cocina, cual sería el título y sus ingredientes.

Tal vez sería la tortilla de patata. La hago con la más pura intuición y con mucho amor. Siempre en alerta de que no se me queme. Hecha con mucha calma y paciencia. Yendo momento a momento. Podría llamarse ‘a mí manera’.


Si tuvieses que hacer un dúo artístico con quien lo harías?

Me vienen muchas personas que admiro a la mente… Por ejemplo, me encantaría embarcarme en un proceso artístico con Bárbara Lennie, Aitana Sánchez-Gijón, David Lorente, Francesco Carril…


Con qué personaje histórico te gustaría cenar?

Con Federico García Lorca. Me encantaría tomar un buen vino con él en el Mirador de San Miguel (Granada) y sentarme a escucharle durante horas y horas.


Cuando empiezas un proceso creativo de un nuevo proyecto, ¿Qué sueles hacer? ¿Cual es tu punto de partida?

Mi punto de partida siempre es el texto. Trato de quitarme todo juicio interno para leer y releer la historia que se ha de contar. Me gusta mucho charlar con el director/a, tener una escucha profunda para poder saber qué es lo que le interesa contar y desde qué sitio. Si se da el tiempo, suelo bucear en las palabras, en lo que me remiten a mí al decirlas. Y tener siempre como anclaje el mirar al otro y no buscar “hacer algo”. Sentirme curiosa y honesta hacia la historia y hacia mi compañero/a. Y dejar que pase lo que tenga que pasar en cada momento.


¿Cuáles son tus influencias?

Mis mayores influencias han sido mis padres y las mujeres de mi vida, mis tías y mis amigas.

En lo artístico, la mirada que tiene Adán Black sobre el acting ha calado muy hondo en mí y de alguna manera me hizo un “click” a la hora de interpretar. También me revolucionó mucho conocer el trabajo que propone Fernando Piernas.

En cuanto al cine hay una gran mezcla de cineastas que me han ido volando la cabeza a lo largo de los años: Xavier Dolan, Michael Haneke, Carlos Vermut, Carlos Marqués-Marcet, Ruben Oustland, Pedro Almodóvar, Gaspar Noé, Nely Reguera, Elena Trapé, Isaki Lacuesta, Jonás Trueba, Montxo Armendáriz, Carla Simón, Jaime Rosales, Ramón Salazar… Jo, hay tantos y tan interesantes.


Proyecto o pieza que recuerdes con cariño dentro de toda tu trayectoria.

Tal vez sea ‘Árbol’ mi primer cortometraje como productora, guionista y directora. Todo nació porque mis padres me llevaron al cine a ver el documental ‘El Silencio de Otros’, que habla sobre la memoria histórica de nuestro país. Recuerdo que viéndolo sentí la gran necesidad de hacer y de aportar algo. Más adelante se gestó la idea de contar un encuentro entre una nieta y su abuela biológica para poder hablar de los bebés robados. Ha sido muy especial hacer este proyecto porque he podido colaborar con una asociación donde he conocido a muchas personas que todavía siguen buscando a sus familiares. Es increíble escuchar historias reales, mirar a estas personas a los ojos y ver que todas mantienen un halo de esperanza, que todavía no se dan por vencidas. Es una gran lección.


¿A qué sitio irías a "desconectar" del arte durante unos días?

A Salobreña, mi querido pueblo. Está en la costa de Granada. Estar allí es tocar tierra de nuevo, reconectar y descansar. Creo que es necesario parar de tarde en tarde porque a veces desde ahí nacen nuevas ideas.



¿Qué te traes ahora entre manos con respecto a tu trabajo?

Tengo ganas volver a escribir otra historia. Estoy leyendo, viendo cine, tomándome el tiempo para pensar qué quiero hacer. Me gustaría hablar sobre los abusos sexuales en la infancia y las secuelas que dejan en una persona adulta. Todavía no sé cómo abordarlo, ando buscando e informándome.

Por otro lado, con mi productora Bedmar Films, acabamos de terminar de hacer el Cuarentena Film Festival durante el confinamiento. He aprendido mucho haciéndolo y ha sido muy gratificante llevarlo a cabo. Ahora hemos retomado las grabaciones de material para actores y actrices.


RECOMENDACIÓN:

Libro: ‘SCAR TISSUE’. Biografía de Anthony Kiedis, cantante de los Red Hot Chilli Peppers.

Canción: ‘VESTIDA DE NIT’ de Silvia Pérez Cruz.

Película: ‘WAVES’ de Trey Edward Shults.

Obra: ‘INCENDIES’ de Wajdi Mouawad.


Si tuvieras que describirte en una sola frase, ¿cuál sería?

Soy muy autoexigente, pasional, emocional y creo que buena gente. Me gusta mucho bucear por entre las luces y sombras que tengo, para conocerme y reconocer carencias, apegos, miedos y tesoros.


 ¡GRACIAS MARÍA!


74 vistas

Paseo de los melancólicos, 9 1ºA, 3ºA -Madrid, Spain

M-Puerta de Toledo

673 557 304

Debido a la situación del covid-19 necesitamos de tu apoyo para seguir creando cultura