Meeting con Daniel Domingo Schweitzer


Daniel Domingo Schweitzer

Escultura

NOMBRE: Daniel Domingo Schweitzer

NACIMIENTO: 31/07/1988

CIUDAD DE RESIDENCIA: Madrid

OCUPACIÓN ACTUAL: Artista visual

WEB: www.danielschweitzer.es

¿En qué momento empezó a interesarte el arte?

Supongo que desde pequeño he tenido interés y sensibilidad en lo plástico. Esta sensibilidad comienza a modular las decisiones que te llevan a los conocimientos y a la formación específica en el campo de las artes visuales. Creo que ese conocimiento va en paralelo con el interés.

Tres palabras que describan tu estilo.

Espacio-cuerpo-geometría

Cuando empiezas un proceso creativo de un nuevo proyecto, ¿Qué sueles hacer? ¿Cual es tu punto de partida?

Es difícil determinarlo. Normalmente el punto de partida suelen ser preguntas, inquietudes o las conclusiones parciales y no definitivas de algún proyecto anterior. Es este sentido, un “nuevo proyecto”, al menos en mi caso,se inserta en un work in progress más amplio, en el cual se van destilando diferentes conceptos, problemáticas y proyectos específicos. En cuanto a proceso creativo, me gusta entenderlo como una metodología de investigación que suele estar guiada por la praxis: en el ensayo con propuestas formales y conceptuales y en la investigación de materiales y técnicas.

Esta praxis viene acompañada de la búsqueda de referentes visuales y conceptuales.

Como artista visual creo firmemente en la especificidad del lenguaje y creo que las mejores capacidades del arte se encuentran en esa especificidad. En este sentido, en mis propuestas plásticas es fundamental el “hacer”, es decir, pensar con las manos. Esto genera una metodología activa donde existe una reflexión y un diálogo

continuo entre uno mismo y la pieza que se está produciendo.

¿Cuales son tus influencias?

Hacía tiempo que no me hacían esta pregunta. Las influencias van cambiando en función de los intereses o los proyectos del momento, por lo que he tenido muchos y de muchos tipos. Pero, en mi caso, las más importantes han sido sobre todo visuales. Por tanto, me limitaré citar dos artistas visuales que me gustan: Tomás Sarraceno y Antony Gormley. Ambos de proyección internacional hacen proyectos vinculados al cuerpo y al espacio desde diferentes perspectivas: mientras que el primero plantea un acercamiento científico, el segundo lo hace desde la poética y la mística.



Proyecto o pieza que recuerdes con cariño dentro de toda tu trayectoria.

Con esta pregunta recordé unas piezas realizadas en la Universidad Politécnica de Valencia durante el Máster en Producción Artística. La facultad tiene un taller de fundición bien equipado que usamos en diferentes situaciones.

La fundición es una técnica bastante peligrosa y requiere estrictas medidas de seguridad. También tiene unos procedimientos

técnicos bastante rígidos, con moldes cerámicos que se rellenan con metal fundido (mucha temperatura y presión).

Fue interesante porque pudimos saltarnos los protocolos y hacer piezas experimentales. Vamos, cualquier empresa de fundición nos habría dicho que es ilegal y que viola todos los procedimientos técnicos y las medidas de seguridad. Pero, en este contexto, fue posible. Tomamos el bronce fundido y, literalmente, lo chorreamos sobre estructuras metálicas. Aunque parece bastante simple, esta anécdota representa algo más profundo que me gusta recordar: las piezas son el resultado de la subversión de formas de hacer y pensar preestablecidas.

Esa subversión dio lugar a propuestas que, supuestamente, desde la fundición son inviables. Creo que ésta es una capacidad hermosa que tiene el arte: subvertir lo preestablecido y, mediante la experimentación, crear conocimiento nuevo.

¿Qué te traes ahora entre manos con respecto a tu trabajo?

Aunque actualmente estoy desarrollando diferentes proyectos en paralelo, quiero destacar el proyecto titulado Sólidos. Se trata de una instalación interactiva y modular que explora las relaciones entre cuerpo, objeto y espacio. Está compuesto por 100 tetraedros regulares de aluminio, imantados por sus cuatro lados haciendo que se puedan ensamblar y separar de nuevo de forma fácil y sencilla.

Son un conjunto de objetos estáticos e inertes, que necesitan ser intervenidos: la pieza se completa con la acción; la acción activa la pieza. Por tanto, la instalación se constituye como un dispositivo que necesita de la intervención de espectador para modificar la forma y el espacio. La curiosidad del espectador es clave, ya que motiva la acción participativa

y creativa. En la instalación, el sujeto, a partir de la acción, crea espacios nuevos. Actualmente la instalación se encuentra en fase de prototipado y aún quedan algunos detalles por resolver

para que sea plenamente funcional. Pero, si todo sale bien (y si la situación sanitaria lo permite),a finales de verano podremos verla expuesta.

RECOMENDACIÓN: Un libro, una canción, una película, una obra.

Voy a pecar de recomendar un libro que suele insertarse en el ámbito empresarial o de emprendimiento ya que entiendo que su contenido y aplicación es trasversal: Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva.


¡Gracias Dani!



42 vistas